Como atleta, sólo puede realizar lo mejor posible si su cuerpo está funcionando óptimamente. Y nuestros cuerpos sólo pueden funcionar óptimamente cuando obtienen los nutrientes que nuestras células realmente necesitan. La imagen anterior muestra lo que un atleta, independientemente del deporte en el que participa, necesita funcionar óptimamente.   combustible,   material de construcción,   nutrientes protectores   y   hidratación   son 4 componentes esenciales que un atleta necesita para esto. Si un atleta descuida uno de estos componentes, su rendimiento sufrirá.   El combustible y los materiales de construcción se consideran macronutrientes; estos son carbohidratos, grasas y proteínas. Los nutrientes protectores son los micronutrientes que contienen vitaminas y minerales. La hidratación se refiere obviamente a los líquidos.

Usted sólo puede ejercer esfuerzo físico cuando el cuerpo / los músculos están recibiendo suficiente combustible. Esto es lógico, ya que el esfuerzo físico requiere un trabajo muscular, que sólo es posible cuando hay suficiente energía para que nuestros músculos funcionen. Se podría comparar esto con un coche con un tanque vacío de gasolina. El coche no llegará muy lejos, y tampoco un atleta si él o ella no se ha llenado con suficiente combustible antes o durante la actividad. Los carbohidratos (azúcares) son la mejor fuente para suministrar combustible y generar trabajo muscular. Las grasas son también capaces de suministrar energía, y tienen la ventaja de poder suministrar más energía que los carbohidratos. 1 gramo de grasa contiene 9 kcal, mientras que 1 gramo de carbohidratos sólo contiene 4 kcal. Pero las grasas sufren la desventaja de no ser viable como combustible en cada escenario deportivo. Un atleta sólo puede usar la grasa como fuente de energía si se cumplen varios requisitos:

  1. En primer lugar, debe haber suficiente suministro de oxígeno para quemar grasa. La investigación ha demostrado que la quema efectiva de grasa requiere que la frecuencia cardíaca no exceda del 60-70 por ciento de la frecuencia cardíaca máxima.
  2. La carnitina es un compuesto importante que se requiere para la quema de grasa. Sin carnitina, un atleta quemará grasa menos eficazmente. Esta es una información importante para los vegetarianos, ya que los productos de origen animal son ricos en carnitina.
  3. Un atleta que está menos bien entrenado en el uso de grasa como fuente de energía tendrá problemas para usar grasa al ejercer el esfuerzo. El entrenamiento después del ayuno es la mejor manera de entrenar a su cuerpo para usar la grasa para la energía. Durante el entrenamiento después del ayuno, nuestros cuerpos se ven obligados a usar grasas en lugar de carbohidratos. Al hacerlo, el cuerpo produce enzimas de quema de grasa que necesitamos para convertir la grasa en glucosa. Durante una competición, un atleta que no tiene estas enzimas tendrá más problemas para quemar grasa y sólo podrá usar carbohidratos.

Es importante que los atletas consumen suficientes materiales de construcción para ayudar a construir células. Un músculo consiste en miles de células, que pueden ser dañadas por el ejercicio. Este daño debe ser reparado para prevenir la degradación muscular y facilitar el crecimiento muscular. La grasa y la proteína son fuentes importantes de materiales de construcción, por lo que son esenciales para los atletas.

En general, los atletas requieren más nutrientes protectores en forma de vitaminas y minerales. Debido al exceso de trabajo y el exceso de fertilización, nuestra tierra agrícola se ha degradado, por lo que las frutas y hortalizas ahora contienen menos vitaminas y minerales que hace aproximadamente 50 años. Este menor nivel de vitaminas y minerales, combinado con un menor consumo de frutas y hortalizas en general, significa que los atletas tienen que prestar más atención a consumir suficientes frutas y verduras en sus dietas.   La variedad también es muy importante aquí.

Nuestro nivel de rendimiento es directamente proporcional a nuestra pérdida de humedad. Con esto en mente, es importante que prestemos suficiente atención a la hidratación. Beber suficiente antes, durante y después del ejercicio es de crucial importancia para prevenir la deshidratación y la pérdida de rendimiento.

MACRONUTRIENTES

MICRONUTRIENTES

HIDRATACIÓN